Pese a los constantes exhortos a la población sobre la importancia del seguimiento y aplicación de las medidas de prevención ante la pandemia de Covid-19, que hasta el pasado 9 de junio registraba un total de 19 mil 692 casos positivos en la entidad mexiquense y 2 mil 373 defunciones pareciera que la estrategia preventiva ha fallado.

Un ejemplo es que desde los últimos días de mayo, las calles del Centro Histórico de la capital mexiquense presentaron un incremento considerable de gente, quienes no necesariamente salieron de sus viviendas para realizar labores esenciales, tal como lo marcaron las autoridades. En consecuencia, en los últimos días en la entidad se han registrado nuevos máximos de contagios de Covid-19.

De acuerdo con lo manifestado por el doctor Víctor Durán Mendieta, subdirector de Epidemiología del Instituto de Salud del Estado de México en entrevista  el pasado 1 de junio, la conclusión de la Jornada Nacional de la Sana Distancia no significaba que todas las personas podían salir de sus viviendas como hasta antes de la pandemia, pues esta todavía está vigente y atraviesa una de sus etapas más críticas en la entidad.

Sin embargo, pareciera que la mayoría de la población lo malentendió pues debido a la gran afluencia de personas en las calles, en el caso concreto de Toluca, fueron cerrados los accesos al Centro Histórico el fin de semana pasado, como estrategia para frenar aglomeraciones.

Sanciones sin efecto

En su mensaje vespertino del 21 de abril, el gobernador mexiquense Alfredo del Mazo decretó como obligatorio el uso de cubrebocas al salir de casa y al utilizar el transporte público.

Al siguiente día, el 22 de abril, esta medida fue publicada en la Gaceta de Gobierno estatal, y para el 23 de abril comenzó a surtir efecto. Pese a que el documento establece sanciones para aquéllos que incumplan con éste decreto, a la fecha no se ha aplicado ninguna sanción.

Se solicitó a la Secretaría de Salud estatal información sobre la normatividad para la aplicación de sanciones a quienes incumplen con el uso de cubrebocas y la sana distancia durante esta pandemia en la entidad, no obstante, la dependencia estatal precisó que únicamente se puede apercibir a la población a respetar ésta medida, más no sancionar, pues ese es un tema que le corresponde a la autoridad municipal.

De los 125 municipios mexiquenses, únicamente Temoaya ha establecido sanciones económicas para quienes incumplan con ésta medida, mismas que van de 1 a 50 UMAS, es decir de 86.88 a 4 mil 344 pesos según la gravedad de la falta, pero si el infractor es jornalero, ejidatario, obrero o estudiante, la multa no excederá del salario de un día.

A la fecha tampoco ha ejercido ninguna sanción.

Autoridades de Temoaya informaron  en días pasados que la intención no es afectar la economía de los pobladores con esta disposición, sino concientizar la importancia del uso de cubrebocas a la ciudadanía y que las medidas de prevención ante el Covid-19 sean acatadas.

Comercios también incumplen

Desde el 23 de abril pasado inició el cierre de negocios no esenciales en la entidad mexiquense luego de la publicación de este decreto en la Gaceta de Gobierno estatal un día anterior.

Sin embargo, muchos establecimientos no cumplieron esta norma, motivo por el cual hasta a finales del mes de mayo la Comisión para la Protección contra Riesgos Sanitarios del Estado de México (COPRISEM), había cerrado un total de 155 negocios no esenciales y esenciales que no cumplieron con las medidas sanitarias establecidas en la Gaceta estatal del 22 de abril.

Los giros de dichos establecimientos son el restaurantero, de bares, gimnasios, tiendas departamentales, hoteles y posadas y hasta canchas de futbol, lugares en los que de no tomar las medidas necesarias, podría facilitarse el contagio de Covid-19 entre los visitantes.

Los establecimientos acreedores al cierre por la dependencia estatal están ubicados en los municipios de Ecatepec, Huixquilucan, Teotihuacán, Naucalpan, La Paz, Nezahualcóyotl, San Mateo Atenco, Toluca y Metepec, Coacalco, Ixtapaluca, Atizapán de Zaragoza, Nicolás Romero, y Chapultepec, así como Acambay, Amecameca, Temamatla, Tenango del Valle, Zinacantepec, Tenancingo, Ixtapan de la Sal y Atlacomulco.

Pese a ello muchos negocios establecidos sí han cumplido con la norma de cerrar sus puertas de manera temporal y hasta que la autoridad determine viable su reapertura.

Cabe mencionar que en la entidad había 19 mil 692 casos positivos de Covid-19 y 2 mil 373 defunciones a causa de éste padecimiento hasta el pasado 9 de junio según estadísticas de la Secretaría de Salud federal.

Fuente:  El Sol de Toluca 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.