El número de fallecidos llegó a los 18, luego de que durante esta madrugada, el gobierno de Querétaro confirmó su primera muerte por Covid-19.

En México, el número de casos de personas infectadas por Covid-19 aumentó a 848, al tiempo que la cifra de víctimas fatales llegó a 18, hay 2,623 pacientes sospechosos y 4,341 casos fueron negativos.

El aumento en los casos confirmados representa 131 más que el día anterior, cuando se contabilizaban 717 y un aumento del 182%.

Tres de los últimos tres fallecimientos ocurrieron en la Ciudad de México, por lo que en la capital del país ya suman siete víctimas mortales; Jalisco, tres; San Luis Potosí, dos; Durango, una; Hidalgo, una; Michoacán, una; Quintana Roo, una; Morelos, una; y Querétaro, una. Estas dos últimas entidades dieron a conocer sus casos durante las últimas horas, a través de la red social Twitter.

Actualmente hay 27 estados de la República Mexicana con al menos un caso positivo de coronavirus, cuatro con más 50 y sólo uno con más de 101 casos.

El 57 % son masculinos y 43% son femeninos. Del total de casos, 88 % son ambulatorios y el 12 % han tenido que ser hospitalizados. De estos últimos, el 67 % están estables, 28% tienen la calidad de graves y el 5% están entubados.

De acuerdo con la Secretaría de Salud, hasta el momento, uno de cada 10 contagios (10%), han sido comunitarios por carecer de antecedentes de información y los jóvenes en edad productiva son el grupo más afectado, es decir, con más casos confirmados, ya que la mayoría de las muertes se ha presentado en adultos mayores.

Ante este panorama, el subsecretario de Salud, Hugo López-Gatell, aseguró que México tiene su “última oportunidad” para controlar el virus y evitar una situación catastrófica como la que afrontan países europeos y Estados Unidos porque se ha alcanzado un punto en que la transición deja de ser lenta para ser “extremadamente rápida”.

“Hoy lo hemos rebasado. Estamos ya en un periodo de aumento acelerado exponencial en el número diario de casos. Día con día vemos cómo, desde la segunda semana de marzo, existe un crecimiento acelerado de la cantidad de casos diarios”, explicó el funcionario.

Apuntó que no es posible evitar la pandemia, pero sí se puede frenar el avance del Covid-19 antes de que se saturen los hospitales y ya no se pueda atender a los pacientes. “Ya está estipulado. No evitará que sigan aumentando los casos y va haber muertes. Es retardar la transmisión de contagios”, reiteró.

López-Gatell hizo un llamado enfático y desesperado a la población mexicana para que permanezca en casa durante un mes.

“Se busca que los hospitales tengan las suficientes camas para atender a los pacientes con coronavirus”, puntualizó.

Al admitir que la sana distancia no se ha aplicado con el rigor necesario, López-Gatell expuso que el Gobierno federal anunciará acciones precisas dentro de los próximos días, pero descartó por ahora medidas drásticas adoptadas por otros países, como cierre de fronteras y toques de queda forzosos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.