Los principales índices bursátiles de México y Estados Unidos operaban con pérdidas este lunes, luego del recrudecimiento de las tensiones comerciales entre las dos principales economías del mundo.

Las acciones estadounidenses operaban con fuertes bajas y extendían la ola de liquidaciones iniciada la semana anterior, lastradas por el sector de tecnología y la depreciación del yuan hasta su menor nivel en una década.

Así que los principales índices de Wall Street sufrían este lunes su mayor caída diaria desde diciembre, después de que China permitió que su moneda se debilitara más allá de un umbral clave, de siete unidades por dólar, lo que apunta a perspectivas más sombrías para el comercio entre Estados Unidos y China.

A medio día el Promedio Industrial Dow Jones bajaba 710.86 puntos, o 2.68 por ciento, hasta 25 mil 774.15 unidades; mientras que el S&P 500 declinaba 78.32 puntos, igual a 2.67 por ciento, para colocarse en 2 mil 853.73 unidades. El Nasdaq, en tanto, perdía 261.52 puntos, equivalentes a 3.40 por ciento, a 7 mil 431.28 unidades.

Posteriormente, los tres principales indicadores de Wall Street agrandaron sus declives y alcanzaron pérdidas de 3 por ciento para el Dow Jones y el S&P, mientras que para el Nasdaq la caída era un punto más amplia, es decir, de 4 por ciento.

El Dow Jones no ha podido parar su caída en picada y ya ha ‘desaparecido’ de la pizarra más de 800 puntos, con lo que este índice ha perdido a las 2:00 de la tarde de la Cuidad de México 3.08 por ciento, igual a 815.96 untos, y se ubica ya abajo de la línea de las 26 mil unidades, en 25 mil 678.91.

Los 11 principales sectores del S&P cotizaban con retrocesos. El índice tecnológico, con las fabricantes de chips y otras firmas muy expuestas a los mercados chinos, descendía 3.2 por ciento.

Las acciones de Apple registraron su mayor caída diaria en más de dos meses, en medio de la última intensificación de las tensiones comerciales entre Estados Unidos y China.

El fabricante de iPhone cayó hasta 4.8 por ciento este lunes, su mayor caída desde el 13 de mayo. Las acciones han perdido casi 9 por ciento durante un desplome de tres días.

Los analistas esperaban que las nuevas tarifas propuestas por Washington golpeen las ventas de iPhones, al tiempo que el índice de microprocesadores Filadelfia caía 3.5 por ciento.

Apple ha estado particularmente expuesta a las tensiones comerciales. No solo depende de China para obtener los componentes clave de su cadena de suministro, sino que casi 20 por ciento de los ingresos de Apple en 2018 provinieron del gigante asiático, según datos compilados por Bloomberg.

Mientras, el índice de volatilidad CBOE, el llamado indicador del temor de los inversores, subía a su mayor nivel en alrededor de tres meses, a 21.71 puntos.

En tanto que en México, la Bolsa perdía el lunes por quinta jornada consecutiva arrastrada por un menor apetito global por activos de riesgo ante la escalada de las tensiones comerciales entre Estados Unidos y China.

La Bolsa Mexicana de Valores rompió soportes y opera en niveles no vistos desde marzo de 2014. A las 10:46 horas, el principal referente del país cotiza en 39 mil 281 puntos, una caída de 1.73 por ciento.

“La diferencia con la caída en Wall Street es que ellos están cayendo desde máximos históricos y nosotros acumulamos meses cayendo y ese es un factor que no ayuda, respecto a los niveles para el IPC estoy viendo un probable piso en los 38 mil 500 y un nivel que sería muy importante de respetar serían los 37 mil puntos, mínimos de 2013, de no ser así estaríamos viendo los escenarios de largo plazo que se encuentran en los 33 mil puntos”, comentó a El Financiero, Juan Francisco Caudillo, analistas técnico de Casa de Bolsa Monex.

El especialista explicó que para que esto no suceda es imprescindible que no se rompan los niveles de 37 mil puntos y que los índices norteamericanos no inicien un proceso de baja que arrastraría al mercado mexicano.

Los títulos del gigante de las telecomunicaciones América Móvil encabezaban el descenso, con 1.59 por ciento menos a 13.03 pesos, seguidos por los del grupo financiero Banorte , que caían 0.71 por ciento, a 90.81 pesos, aunque llegaron a retroceder 1.37.

El jueves el presidente estadounidense Donald Trump anunció nuevos aranceles a bienes y productos procedentes de China. Un día después el Gobierno chino dijo que tomaría represalias de consumarse dichos gravámenes.

Este lunes, las autoridades económicas de China permitieron que el yuan cayera por debajo del umbral de 7 unidades por dólar para que los mercados pudieran incorporar mejor los efectos de la guerra comercial con Estados Unidos y el debilitamiento de la economía, dijeron el lunes tres fuentes cercanas a las discusiones.

El yuan se hundió un 1.4 por ciento y perforó la barrera de 7 unidades por dólar por primera vez en más de una década, luego de dos días de rangos de cotización más débiles de lo previsto establecidos por el Banco Popular de China (PBOC, por sus siglas en inglés).

Los rangos ligeramente más bajos se fijaron el viernes y el lunes luego de que el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, anunció que impondría el arancel de 10 por ciento a las importaciones de bienes chinos por un valor de 300 mil millones de dólares desde el 1 de septiembre, lo que puso fin abrupto a una tregua de un mes en la guerra comercial.

«Tuvimos discusiones internas serias, incluyendo temas como el momento del anuncio, cómo guiar al mercado y cómo tomar otras acciones en estos aspectos», dijo una fuente de la política cambiaria china a Reuters.

«Los reguladores se resistieron un poco y después accedieron a medias a la idea de permitir que el yuan se desvalorizara pasadas las 7 unidades por dólar», añadió.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.